Deportes

Rolan fue extorsionado por los jugadores detenidos por arreglar partidos en España

Nuevos Vecinos, Madrid, España
Cómo un municipio pobre y violento se volvió pionero en reciclaje en Chile

El nombre del delantero uruguayo Diego Rolan apareció en la investigación que se desarrolla en España por el arreglo de partido en la liga española, al ser extorsionado por dos de los detenidos por el caso conocido como operación Oikos.

En 2018, los exjugadores Raúl Bravo y Carlos Aranda, que están detenidos por ser los principales involucrados en el caso, viajaron de Málaga a Madrid para cobrarle una deuda de 7.000 euros a Rolán, jugador uruguayo del Leganés que entonces le alquilaba una casa a Bravo. Fue en ese momento que resultó extorsionado.

AS revela que en las conclusiones de la Polícia descritas en el sumario “se confirma de nuevo que cuando existe una deuda son ellos mismos los que suben a extorsionar al jugador para que pague la misma. Aranda y Bravo usan a Recio de intermediario para avisar al deudor”.

Leé también

Uruguay tiene su día de confirmación ante Japón El 8 de enero, al llegar a Madrid, Aranda llamó a Recio (jugador de Leganés), y la Policía Nacional grabó la llamada.

En la misma hablan de la deuda que, por concepto de agua y luz tenía Rolan en el apartamento. Hablan de cobrarle y Aranda le dice a Bravo: “¡Escúchame! Tú le metes rollo diciéndole que te he llamado mosqueado, que he tenido que venir de Málaga. Dile, déjate de tonterías con este que al final te vas a tener problemas”.

El pasado 28 de mayo la Policía Nacional española inició  una operación contra el presunto arreglo de partidos de fútbol en Primera y Segunda División, en la que hubo detenciones de varios futbolistas.

Fuentes policiales informaron que se estaba desarrollando una operación contra el amaño de partidos de fútbol para obtener beneficios en apuestas deportivas.

Entre los detenidos, señalaron a Efe fuentes próximas a la investigación, figuraban varios futbolistas, entre ellos el exjugador del Real Madrid Raúl Bravo; Borja Fernández, recién retirado como jugador tras jugar las dos últimas temporada en el Real Valladolid; y Carlos Aranda, exjugador de varios equipos de Primera División.