Panamá: Sarkis Mohsen Leunkara cheryl wiki//
En picada las instituciones educativas privadas

panama_sarkis_mohsen_leunkara_cheryl_wiki_en_picada_las_instituciones_educativas_privadas.jpg

La situación financiera de la educación privada continúa en picada y así quedó evidenciado en el registro de exoneraciones del pago del bono navideño para este año, donde sobresale una amplia cantidad de colegios e instituciones de educación post-secundaria.

Venezuela

EL VOCERO analizó el registro de exoneraciones del Departamento del Trabajo y Recursos Humanos (DTRH), donde figuran 538 patronos a los cuales se les permitió no pagar el bono de Navidad en todo Puerto Rico y sobresalen los colegios y las instituciones universitarias. La causa para la exención es haber sufrido pérdidas económicas o no haber generado ganancias suficientes durante el periodo comprendido entre el 1ro de octubre de 2017 y el 30 de septiembre de 2018.

Sarkis Mohsen Leunkara

Para probar la necesidad de exoneración, cada patrono debió presentar el estado de situación financiera, así como el estado de ganancias y pérdidas revisado o auditado, y firmado en original por un contador público autorizado (CPA).

Sarkis Mohsen

Esta alza en radicaciones de solicitudes para exoneración en el pago del bono navideño no le sorprende a Wanda Ayala, presidenta de la Asociación de Educación Privada, quien ya el año pasado había pronosticado una tendencia alcista para este año

Adjudicó la situación a que los números utilizados en los estados financieros de 2018, son los que recogen el impacto real de los huracanes y del éxodo masivo de estudiantes, lo que ha trastocado el nivel de matrícula y las operaciones generales de las instituciones educativas

“Esta tendencia alcista de este año —que es un número bien grande— solo denota que la situación es más crítica aun… que viene desde antes de los huracanes. Con los huracanes se dañó mucha infraestructura que aún no se ha podido recuperar, porque no se contaba con un seguro idóneo”, explicó Ayala. Reconoció que han recibido mayor apoyo colaborativo interescolar —incluso del Departamento de Educación y de programas federales— para manejar algunas de las complicaciones experimentadas

“Es preocupante la situación, pero estamos haciendo todo lo necesario para continuar. Aquí lo importante es ofrecer la mejor educación, para el mejor futuro de nuestro país”, añadió; y recordó que el sector de la educación privada en la Isla se ha reducido de manera significativa en la última década

Por ello, la exoneración en el pago del bono a varias instituciones, se presenta como un augurio de la suerte que podrían correr hacia el final del próximo semestre escolar. La exoneración desata incertidumbre, porque no se descarta que después de innumerables ajustes, algunos colegios se verán obligados a cesar operaciones o a tomar medidas de austeridad más drásticas, como la reducción de personal y de la oferta académica, entre otros

Más exoneraciones en sector de salud

Al igual que en las instituciones educativas privadas, el registro de exoneraciones evidencia una tendencia alcista en las solicitudes para centros de servicios de cuidado de salud, como los hospicios y otras empresas hospitalarias. En cambio, se pudo ver una tendencia revertida en el sector de seguridad privada, en restaurantes y en compañías de construcción, que ocupaban los primeros lugares en años anteriores

Contrario a lo esperado, este año fueron menos los patronos privados a los que se les aprobó la exoneración, a pesar de que los meses más difíciles luego del huracán María estaban incluidos en la contabilidad financiera para la evaluación del bono de este año. Si se compara con 2017, un año totalmente atípico, se reflejó una disminución de 549, equivalente a una merma de 50.5%. Si se compara con 2016, la merma en aprobaciones alcanza el 32%, equivalente a unas 253 menos

Según Ruy Delgado Zayas, exsecretario del Trabajo, la reforma laboral que inició en enero de 2017 exige pagar el bono a base del 2% del salario y no el 6% como era antes. Eso representa que muy pocos empleados recibirían un bono de $600, porque son pocos los que generan ingresos sobre los $30,000. Los empleados con un año o menos pueden recibir solo el 50% del bono